La velocidad a la que la inteligencia artificial (IA) evoluciona y se integra en nuestras vidas no hará sino aumentar en 2024. Eso es lo que aseguran desde Forbes en un interesante artículo en el que se han atrevido a vaticinar cuáles serán las tendencias en IA para el 2024, que a continuación en Diario IA te traducimos y resumimos.

(Relacionado: El «todo o nada» de Microsoft y la IA con Windows Copilot, Bing, Office 365, Azure & Edge)

¿Cuáles serán las tendencias en IA para 2024? ¿En qué campos e industrias se debería invertir?

Es de esperar que en 2024 avancemos hacia la resolución de algunos de los espinosos problemas que rodean a esta tecnología. Aunque las barreras de entrada debidas al coste y a la facilidad de uso se han derrumbado en los últimos años, (ahora, cualquier puede, por ejemplo, crear logotipos con IA gratis o incluso crear música) sigue habiendo problemas de confianza, parcialidad, accesibilidad y regulación.

Centrarnos en resolver estos problemas podría encaminarnos a liberar todo el potencial de la IA a medida que nos acercamos a la segunda mitad de la década.

(Relacionado: Máster ejecutivo en inteligencia artificial: ¿cuál es el mejor?)

1. Más allá de las palabras y las imágenes

La próxima generación de herramientas de IA generativa irá mucho más allá de los chatbots y generadores de imágenes que nos han asombrado y a veces asustado en 2023. Ya están apareciendo creadores generativos de vídeo y música, y cada vez serán más potentes y fáciles de usar.

Empezaremos a verlos integrados en plataformas creativas y herramientas de productividad, como hemos visto este año con la tecnología ChatGPT. Aparecerán nuevas e interesantes aplicaciones, como herramientas de diseño generativo y sintetizadores de voz. Ser capaz de distinguir entre lo real y lo generado por ordenador se convertirá en una herramienta cada vez más valiosa en la caja de herramientas de las competencias críticas.

(Relacionado: Las 10 mejores alternativas a Midjourney en 2023)

2. IA ética

La IA tiene un potencial tan perturbador que es esencial que se desarrolle y utilice de una manera responsable que minimice su potencial para causar daños. Ya conocemos algunos de los factores peligrosos: la parcialidad, la falta de transparencia, el potencial para desplazar puestos de trabajo humanos y nuestra incapacidad para afirmar, con un 100% de certeza, que nunca se va a descontrolar.

En 2024, seguiremos centrándonos en mitigar estos problemas y en permanecer atentos a otros nuevos. Cada vez habrá más demanda de especialistas en ética de la IA, ya que las empresas parecen tener que demostrar que respetan las normas éticas y despliegan las salvaguardias adecuadas.

3. La IA en el servicio de atención al cliente

El servicio de atención al cliente puede ser un área de operaciones empresariales en la que se intercalan muchos procedimientos rutinarios y repetitivos con tareas ocasionales profundamente complejas y críticas.

Esto lo convierte en un banco de pruebas ideal para integrar la IA en los procesos, automatizando lo mundano con el fin de liberar tiempo humano para cuestiones que necesitan un toque humano. La IA puede utilizarse para clasificar las llamadas de contacto iniciales, generar soluciones personalizadas a problemas comunes y generar informes y resúmenes de las interacciones con los clientes.

Una encuesta del Boston Consulting Group reveló que el 95% de los responsables de atención al cliente esperan que sus clientes sean atendidos por robots de IA en algún momento de los próximos tres años.

(Relacionado: ¿Quién es quién en la lista Time 100 AI?)

4. Trabajo aumentado vía inteligencia artificial

Comprender cómo podemos aumentar nuestra inteligencia y capacidades humanas para hacer nuestro trabajo de forma más rápida, eficiente y segura será una habilidad importante en el lugar de trabajo en 2024.

Si eres un águila jurídica, te ayudará a resumir rápidamente la jurisprudencia relevante o a acelerar la redacción de contratos. Los médicos la utilizarán para ayudarles a redactar las notas de los pacientes o las imágenes médicas. Los programadores lo utilizarán para agilizar la escritura de software y para probar y depurar sus resultados. Si eres estudiante, puede ayudarte a organizar apuntes e investigaciones, y si estás en paro, te ayudará a redactar tu CV y a redactar cartas de presentación.

(Relacionado: Herramientas y recursos para encontrar trabajo con IA)

5. Aplicaciones mejoradas con IA

A lo largo de 2023 todo el mundo se ha apresurado a incorporar funciones de IA generativa en sus programas y aplicaciones. Desde motores de búsqueda como Bing y Google hasta herramientas de productividad como Office, aplicaciones sociales como Snapchat y plataformas específicas del sector como Expedia (viajes) y Coursera (educación), la incorporación de funciones de chatbot se perfila como una estrategia eficaz para impulsar la experiencia del cliente de próxima generación.

Es posible que los proveedores de servicios hayan estado a la espera debido a la incertidumbre sobre la protección de datos y los problemas de privacidad de los clientes, pero estos deberían empezar a resolverse a medida que los proveedores de IA adapten sus servicios para satisfacer las necesidades del mercado.

Un ejemplo es la integración por parte de Adobe de IA generativa en sus herramientas de diseño Firefly, entrenada íntegramente con datos propios, para aliviar los temores de que los derechos de autor y la propiedad puedan ser un problema en el futuro.

(Relacionado: Cómo hablar con una inteligencia artificial gratis y en cosa de tres clics)

6. Ingeniería de software de bajo código y sin código

Ya en 2019, Gartner predijo que el 65% del desarrollo de aplicaciones se realizaría con herramientas de bajo código / sin código para 2024. Es muy posible que esto resulte ser correcto, ya que las herramientas de IA generativa como ChatGPT permiten a cualquiera crear y probar aplicaciones en cuestión de minutos.

Aunque es poco probable que los trabajos de programación e ingeniería de software desaparezcan en 2024 (después de todo, alguien tiene que crear las herramientas de IA), habrá muchas oportunidades interesantes para las personas con buenas ideas y ganas de resolver problemas, pero no necesariamente con grandes conocimientos técnicos.

(Relacionado: IA para reescribir textos: ¿Cuál es la mejor?)

7. Empleos relacionados con la IA

Si quieres trabajar en IA pero no quieres ser informático, tenemos buenas noticias: en 2024 se abrirán un montón de nuevas oportunidades laborales que podrían encajar con tu perfil. Además de los ingenieros y técnicos necesarios para construir sistemas, habrá puestos vacantes para ingenieros de instrucciones, que crean las instrucciones que indican a las aplicaciones de IA lo que deben hacer, y gestores de IA, que supervisan equipos de trabajadores virtuales.

También habrá una necesidad creciente de gestores de proyectos de IA, formadores y especialistas en ética. Por otra parte, si eres un experto en tecnología, también habrá muchos nuevos puestos de trabajo para ti, en campos como la ingeniería de IA y DevOps.

(Relacionado: Inteligencia Artificial y Oposiciones: ¿Cómo puede ayudarte?)

8. IA cuántica

Quizá no sea una tendencia que afecte a todo el mundo de inmediato. Pero la computación cuántica, capaz de acelerar masivamente ciertas cargas de trabajo de cálculo pesado, tiene cada vez más aplicaciones en la IA.

Los algoritmos cuánticos procesan datos utilizando qubits que existen en más de un estado a la vez, a diferencia de los bits de los ordenadores tradicionales que sólo pueden ser 1 o 0. Esta es una de las características que los hace mucho más eficientes que los algoritmos clásicos para problemas como la optimización -determinar las mejores combinaciones de muchas variables diferentes- que se abordan comúnmente con el aprendizaje automático.

En 2024 se verán más avances en la aplicación de la computación cuántica para alimentar redes neuronales y algoritmos cada vez más grandes y complejos.

(Relacionado: ¿Quién es quién en la lista Time 100 AI?)

9. Perfeccionamiento para la revolución de la IA

Hoy en día se dice con frecuencia que la IA no quitará puestos de trabajo, pero las personas que utilizan la IA quitarán puestos de trabajo a las que no lo hacen. Si quieres salir adelante, entender cómo afecta la IA a tu propio trabajo o profesión y desarrollar la capacidad de adaptar la herramienta adecuada a la tarea es una idea muy inteligente.

Las empresas con visión de futuro tratarán de ayudar a sus trabajadores en esta transición, integrando las competencias en IA en los programas de educación y formación. Si la tuya no lo está, hay un gran número de recursos en línea, muchos de ellos gratuitos. Así que sumérgete y podrás encontrar un empleador mucho mejor en poco tiempo.

(Relacionado: El nuevo surrealismo era esto: cómo el vídeo generado por IA está cambiando el cine)

10. Legislación sobre IA

A los legisladores nunca se les ha dado bien seguir el ritmo de la tecnología, pero la naturaleza obviamente revolucionaria de la IA está empezando a hacer que tomen nota. China ya cuenta con algunas leyes que prohíben la producción de falsificaciones no consentidas. Y otras jurisdicciones, como la UE, Estados Unidos y la India, están elaborando sus propias normativas.

El Reino Unido ha propuesto un proyecto de ley que podría entrar en vigor en 2024, y se prevé que la UE lo haga a principios de 2025. Cada legislación tratará de encontrar un equilibrio entre la protección de los ciudadanos frente al impacto negativo de la IA en el empleo y la privacidad, por ejemplo, y el fomento de la innovación y el comercio. Es probable que el debate sobre dónde se trazan las líneas sea un elemento destacado del discurso político durante 2024.

Otras industrias a tener en cuenta para la evolución de la inteligencia artificial en 2024

IA en la Salud

En el ámbito de la salud, la inteligencia artificial continuará desempeñando un papel crucial. Desde diagnósticos más precisos hasta la gestión de registros médicos y la investigación de tratamientos personalizados, la IA revolucionará la atención médica, mejorando la calidad de vida de los pacientes.

Aprendizaje Automático Federado (Federated Learning)

La privacidad de los datos se ha convertido en una preocupación importante. El aprendizaje automático federado permitirá que los modelos de IA se entrenen en dispositivos locales sin compartir datos personales, mejorando la seguridad y la eficiencia de los algoritmos.

IA Explicable

La transparencia en los algoritmos de IA será fundamental. Comprender cómo se toman las decisiones será esencial, especialmente en aplicaciones críticas como la medicina y las finanzas. La IA explicativa garantiza que los resultados sean comprensibles y confiables.

IA en la Educación

La IA se utilizará para personalizar la educación. Adaptará el contenido y el ritmo de aprendizaje a las necesidades individuales de los estudiantes, mejorando la eficacia de la enseñanza y el aprendizaje.

Robótica Autónoma

Los robots con capacidades de aprendizaje autónomo se desplegarán en una variedad de entornos. Desde almacenes automatizados hasta la exploración espacial, la robótica autónoma transformará la forma en que interactuamos con el mundo físico.

Estas tendencias reflejan el continuo crecimiento y desarrollo de la inteligencia artificial en diversas industrias. Si, de todo lo dicho en este reportaje, tenemos que elegir un campo que marcará la diferencia por encima del resto, ese es sin duda el regulatorio: a medida que avanzamos hacia 2024, la ética y la regulación jugarán un papel fundamental en la forma en que la IA moldea nuestro futuro.